EDICIóN GENERAL
7 meneos
 

Deshauciando a una embarazada

Este hombre que veis aquí es Fernando Ramia. Vive en una casa en la playa de Almenara. La casa fue dada en concesión a su abuela en los años treinta y los ingenieros de costas engañaron a sus padres cuando pidieron el cambio de titularidad. Le dijeron que sí que lo harían pero en vez de eso les entregaron una concesión de quince años. La que tenían era indefinida. Ya sabemos que todas se van al garete en el 2018, pero aún no ha llegado esa fecha.

| etiquetas: saqueo , ruina , partitocracia , abuso , pobreza
Los Chalets caros que están pegados en playas como las de Guardamar del Segura, resisten más que los faros, es que si no hay dinero, pues se te aplica la ley con todo su rigor.
comentarios cerrados

menéame