Hace 11 años | Por Kumiko a lavanguardia.es
Publicado hace 11 años por Kumiko a lavanguardia.es

Se llevan electrodomésticos, desmontan campanas extractoras, grifos y arrancan hasta las tuberías y la instalación eléctrica para aprovechar el cobre de los cables. No hace falta hacerlo por la noche, a plena luz del día no se levantan sospechas si delante de una promoción de viviendas vacías y aún por estrenar se sitúa durante unas horas una furgoneta o un camión, mientras los ladrones desmantelan su interior con tranquilidad.

Comentarios

Picatoste_de_ajo

¿Y si las alquilan a precios razonables? Reciben una compensación económica a la par que los inquilinos cuidan y vigilan la vivienda.

c

hagamos como los egipcios que dejan sus mausoleos a familias para que vivan en ellos, y asi no ser saqueados por otros.