EDICIóN GENERAL
231 meneos
5242 clics
Procrastinar no es un asunto de holgazanería sino de manejo de las emociones

Procrastinar no es un asunto de holgazanería sino de manejo de las emociones

Si alguna vez has postergado una tarea importante para, digamos, poner en orden alfabético las especias en tu alacena, sabes que no sería justo describirte como flojo. Después de todo, ordenar alfabéticamente requiere concentración y esfuerzo —y, oye, tal vez hasta te esmeraste en limpiar cada frasco antes de ponerlo en su lugar—. Y no es como que te hayas ido de fiesta con tus amigos o te hayas puesto a ver Netflix. Estás limpiando, ¡es algo de lo que estarían orgullosos tus padres! No es pereza o mala gestión del tiempo. Es procrastinación.

| etiquetas: procastinar , holgzanería , emociones , procastinación
Lo leo luego
Ejercicio mental para aquellos que dicen que lo mejor es hacer de tu afición tu profesión: imagínate algo que disfrutas haciendo solo, por ti mismo y para ti mismo, sin plazos, ¿cómo lo realizas? Acabas haciéndolo lo primero y con muchas ganas, con mucha concentración y durante mucho tiempo, tanto que a veces cuesta arrancarte de la tarea que estés haciendo en esa afición. Ahora, a esa misma tarea que tanto disfrutas, ponle plazos, términos de entrega, cuádralo con horarios estrictos y, sobre…   » ver todo el comentario
Procrastinar está mal descrito. Procrastinar es la no-cooperación activa con una vida que no nos parece soportable.
#2 A eso se le llama suicidarse.
#2 En mi opinión no es activa si no es una elección, y en mi experiencia (y se de esto, por desgracia) la procrastinación es una acción compulsiva, no premeditada. Tu definición me parece aproximada, pero yo la definiría más bien como la reacción de tu subconsciente a una vida que no nos parece soportable.
#6 el artículo lo explica es una conducta que se recompensa inmediatamente por eso se mantiene. Y de elección no tiene nada.

Es lo mismo que tú dices solo que el subconsciente en psicología moderna se ha descartado ya (aunque en psicología pop se sigue usando). Se explica desde el conductismo y análisis funcional de la conducta.
#2 Mañana te digo lo que pienso de tu comentario.
Me ha venido a la mente la charla TED de Tim Urban, sublime:
youtu.be/arj7oStGLkU
PD: Está disponible con los subtítulos en castellano.
#8 ésta me gusta más:

youtu.be/y2X7c9TUQJ8
#0 Me ha parecido muy interesante, para explicar algunos periodos así que ha pasado. #8 y #9, pues gracias también, los veré.
#8 Nuestras mentes están tan pervertidas por el sistema que antes a las cosas que se hacian por intuición ahora hay que ponerles nombres, esquematizarlas analizarlas, desestructurlas y volverlas a estructurar
mira, lo mismo que hace el gobierno con la exhumacion de Franco
Resumen: Dejar para mañana lo que puedes hacer hoy. :-D
#13 Aun diría más: Dejar para pasado mañana lo que podrías hacer mañana
El procrastinar se va a acabar.
Me cago en la hostia. Me emociono leyendo el artículo viendo que describen mi problema a la perfección... y al final no me dan la solución, cabrones.
#18 Me paso parecido, volviendo a leerlo, hay pistas de donde esta la solución.
“La procrastinación es un problema de regulación de emociones, no un problema de gestión de tiempo”
Lo tomare como , a que me tengo que enfrentar si lo termino, realmente que es lo que no me gusta de no terminarlo, ¿le doy tanta importancia a lo que me lo impide?. Miedo al fracaso, miedo al exito, miedo a terminar etc... y ya directo ir a por esas cosas de una en una.
La verdad que los que procrastinamos cada vez vamos a mas y hay que ponerle freno
Animo amigo desconocido del metaverso!
#21 He buscado información sobre uno de los autores mencionados en el artículo (Judson Brewer) y he encontrado una charla en TED muy interesante: www.youtube.com/watch?v=-moW9jvvMr4
Pues eso.
Vaya articulaco para explicar que procrastinar es evitar hacer cosas que no nos gusta hacer. Ahora, artículo absolutamente necesario, porque procrastinar es un verbo precioso, con muchas erres, que hay decir más.
Muy bueno y amplio el artículo sobre la procrastinación, la cual en general debemos evitar por afecta nuestro desarrollo personal y cuando postergamos lo importante, quedamos atrapados en la zona de confort. Entiendo que la procrastinación es en gran medida emocional, también se convierte en una lucha interna, porque hay una tendencia natural a buscar la satisfacción inmediata, entonces se vuelve más atractivo dormir que correr o comer lo que nos gusta en vez que hacer dieta, ver un partido de fútbol en vez de terminar el informe, etcétera. Al final debemos pensar en las consecuencias nefastas de la procrastinación, una especia de catarsis y será más fácil tomar consciencia y actuar con responsabilidad.
¿Procastinar entonces es lo que hicieron los últimos dueños de Menéame hasta ahora?
Por mierdas como este artículo no creo en los psicólogos.
Pues la palabra suena como follar a la antigua

menéame