RELATOS CORTOS
1 meneos
4 clics

María espera en el bar

María espera en el bar.
Ve el cubito de hielo deshacerse en su vaso de vidrio, tal como se deshace la arena en el reloj.
Cada instante cuenta como un segundo menos de la espera por su amante.
María ve a la gente hablar.
Hablan de cosas que no logra, ni quiere entender.
María usa todas sus joyas sin pensar lo que la gente puede hablar.
María no quiere hablar.
Le toma tiempo expresar el cansancio de sus piernas al andar.
Pero finalmente lo cuenta.
María no está loca.
Sólo que la espera tomó su cordura y la volvió esperanza. Espera con esperanza.
María espera en la mesa del bar.
No se cansa de esperar, ni de amar, al hombre que sola la supo dejar.
María duerme encima de la mesa del bar, donde espera. Sus joyas le pesan, como sus penas. Se duerme en la mesa, pero aún espera en el bar.
María, serena, espera.
Mientras ve las nubes migrar desde la ventana del bar. Ve las estrellas dormir, al igual que su alma duerme en la mesa del bar.
María ya no está.
No se cansó de esperar. No se cansó amar. No tuvo más remedio que migrar, al igual que las nubes, a esperar en otro bar.

| etiquetas: literatura , relatos , cortos
comentarios cerrados

menéame