CULTURA Y TECNOLOGíA
25 meneos
255 clics

Espeleología: La vida a 1.000 metros de profundidad: frío, gusanos, escarabajos y agua congelada

Cada paso nos aleja más de la entrada. Una discreta grieta situada en el extremo noroeste del cordal de Budogia, una región pirenaica entre Navarra, Aragón y Bearn, esconde el único acceso a la Bu-56, también conocida como ‘Ilaminako ateak’ (las puertas de la Lamia, en euskera). Se trata de una gigantesca red de galerías, cañones, cascadas.

| etiquetas: espeolología , exploración , ilaminako ateak
Id preparándoos :troll:
comentarios cerrados

menéame