CULTURA, CIENCIA, DIVULGACIóN
9 meneos
274 clics

El mito del desayuno [EN]

Desmontando el mito de "el desayuno es la comida más importante del día". Cómo hemos pasado de desayunar los restos del día anterior (si es que había algo) a empezar el día con una sobredosis de hidratos de carbono.

| etiquetas: desayuno , alimentación
#1 Además, tienes todo el día por delante para gastar esa energía, lo que no tiene sentido es una cena a lo grande para luego irte a dormir...
#1 El argumento para que el desayuno sea una comida importante no es que lleves mucho tiempo sin comer, es que te tiene que aportar para toda la mañana. Si es por eso, en mi caso (como creo que en muchos) pasa más tiempo desde el desayuno hasta la comida, o desde la comida a la cena (salvo que pique algo a media mañana o meriende, que muchas veces no tengo tiempo de hacerlo) que desde la cena al desayuno. Además de la cena al desayuno casi no tienes gasto calórico, entre el resto de comidas sí. :-|
#5 Vamos, que te vale cualquier argumento que avale tu opinión... O sea que piensas que es importante porque sí, porque lo has aprendido así, igual que otros pueden pensar lo contrario por el mismo motivo.
#11 Para estúpida tu argumentación de por qué el desayuno es muy importante. Lo mismo te da que sea porque hace mucho de la última comida que porque aunque no haga mucho de la última falta mucho para la próxima. Y no, no son dos maneras de decir lo mismo, decir "hace mucho que no como" es distinto que decir "falta mucho para que vuelva a comer". Si tu argumento para ser una comida importante es que hace mucho de la última la gente que no puede picar algo a media mañana te…   » ver todo el comentario
#15 #16 Claro que sí, grandes argumentos, igual de buenos como los de defensa de la importancia del desayuno: Primero mientes (no es lo mismo dicho de otra forma) e insultas y luego das la razón como a los locos para que parezca yo el loco y tú el inteligente... El comportamiento típico de alguien que no sabe razonar, vamos.
#14 Yo no soy de desayunar... no tengo hambre por la mañana.

Un dia me caí yendo a trabajar, paf! y no podía levantarme. :-O

Me ayudaron pero no podía ni estar sentado sin marearme... así que llamaron a una ambulancia y al hospital.

Yo acojonado... :-P

Me miraron diversas cosas y al final resulto que tenía el azucar a cincuenta y pico así que simplemente había tenido una hipoglucemia... (no soy diabético ni nada, así que fué algo "raro").

Pero el susto que pase y la sensación de no poder ni levantarte... :-S

Quizas no sea la comida más importante del día, pero si quieres seguir el consejo de uno que se llevo un susto, desayuna! :-)

cc #1
#21 Oye entonces... según esa "lógica" tuya (que dice que es lo mismo el tiempo previo que el posterior)...

"la lógica dice que después de mogollón de horas sin probar bocado, lo lógico es desayunar fuerte"

Según eso, la importancia del desayuno depende de las horas que duermas cada día, ¿no? (O de la hora a la que preveas comer, porque como es el mismo argumento lo que te queda para comer que lo que hace que has comido... :roll: ).
#19 A ver si aclaro una cosa: Que discuta el argumento que alguien ha dado para explicar la importancia del desayuno no significa que yo crea o diga que no la tiene. De hecho no me he posicionado.

Simplemente he dicho que un argumento al cual puede dársele la vuelta cambiando algún pequeño matiz y utilizarlo para argumentar lo contrario es un argumento vano. Y más si dices otro que se suele dar (igual de vano pero distinto) y te dicen que "lo mismo da un argumento que el otro"... Lo…   » ver todo el comentario
Eso de que el desayuno es la comida más importante del día es un invento anglosajón. Yo soy más de por la mañana algo ligero y la comida fuerte al mediodía, como se ha hecho toda la vida en España.

#1 #4 Eso es un razonamiento simplista y sin valor. Venga, ahora mismo me invento yo un razonamiento de abuela para desayunar ligero basado en ese mismo motivo:

"Despues de toda la noche sin comer es mejor algo ligero para desayunar para que el estomago se vaya despertando, meter mucha comida de golpe por la mañana es malo para el estómago porque lo hincha y está muy frio"

Anda, ahora lo cuelgo en twitter la gente lo va difundiendo y al final la gente acaba creyendo que desayunar fuerte es malisimo.
Lo que no es normal son los desayunos ingleses:  media
#2 Precisamente el artículo (y su segunda parte) defiende que es mejor desayunar eso porque es nutricionalmente completo, frente a desayunar bollería, cereales y tal, que son solo hidratos y sobre todo azúcar.
#6 No jodas. Cereales, frutas, tostadas, leche... vale, pero eso que comen ellos no tiene nada de equilibrado, es una barbaridad.
#10 Equilibrado en hidratos, proteínas y, lo más importante para el autor del artículo, ¡grasas!
Yo no me comería eso en la vida, pero es un punto de vista interesante.
A las 7 de la mañana, mi cerebro dice: "Desayuna fuerte, que hace mucho que cenaste y hay que afrontar el día. Venga: fruta, pasta, pan...".

Pero mi estómago contesta: "Vete a tomar por culo".
Algo de mito debe de tener cuando en España desayunamos más bien poco y somos sanos y longevos como nadie.
Alguien ha leído el articulo? Es bastante interesante, sobretodo la reflexión que hace sobre nuestros origines. En nuestro cuerpo, aun tiene muchisimo peso nuestra etapa como cazadores-recolectores, pero como bien dice el articulo, la ciencia tiene que estar por encima de eso.

Un meneo muy interesante y bien documentado. Ahora, que cada uno siga soltando sus propias asunciones sobre el desayuno :-P
Cuando yo me despierto, mi estómago y mi voz están dormidas más rato que mi cerebro y solo de pensar en meterme un desayuno inglés me dan ganas de vomitar.
Yo me echo mi café con leche y algo para mojar y a mitad de mañana, cuando se despierta la fiera. le echo una pieza de fruta o algo así.
Será todos lo bueno que quieras pero es que soy incapaz de digerir algo tan pesado recién levantada.
#23 Me pasa lo mismo... Yo sólo hay dos situaciones en la que puedo "desayunar" fuerte: No haber dormido o tardar mucho en desayunar (no tener que moverte de casa, tardar por no tener hambre y pasar mucho rato, tanto que ya se me despierta el estómago y me entra suficiente hambre).

Entonces sí. Pero porque no he dormido o hace mucho que me he despertado. Será cuestión de cuánto hace que el cuerpo ha dejado de estar en reposo, pero vamos a mí recién levantado me apetece tanto comer fuerte como que me peguen un tiro... Podría tolerarlo (salvo que sea muy fuerte), pero por mi propia voluntad no lo haría jamás.
Primer punto, cada vez que alguien nombra el paleolítico o el neolítico hablando de nutrición, dios mata un gatito. Basar un sistema de alimentación en el argumento "es sano porque es lo que evolucionamos para comer" es la mayor estupidez que se puede decir hablando de nutrición.

Evolucionamos para que lo que comíamos no nos matase directamente por un lado, y fuera suficiente para mantenernos vivos por el otro. De ahí a ser la solución nutricional óptima es, por decirlo en pocas palabras, una estupidez y una falacia.
#24 Del articulo:

Science > Re-Enactment…But We Must Start Somewhere
It’s important to note that our eating habits shouldn’t be dictated by an attempt to re-enact the Paleolithic (an impossible task): they should be dictated by our biochemistry and controlled, randomized trials. However, since we all have to eat something while waiting for the trials to finish, and we must choose some point of departure for constructing our theories, I choose our multi-million year evolutionary history

…   » ver todo el comentario
#27 Pero estamos en las mismas, ahí lo que concluye es que escoge como punto de partida para teorizar que estamos evolutivamente preparados para no desayunar, no que la costumbre óptima sea no hacerlo. Basícamente, como decía, que no desayunar "no nos mata".

La costumbre de desayunar, al menos para mi, si bien no indispensable, es buena. Obviamente otros asuntos que se entremezclan en el artículo son "qué y cuánto debo desayunar", y "¿es lo que desayuno por convención…   » ver todo el comentario
#29 A mi la sensación que me ha quedado al leer el articulo no es que diga que sea bueno no desayunar. Realmente no da una sensación de ser tajante en ningún punto. De hecho, hace mucho mas hincapie en el tema de los contenidos del desayuno, y habla de la plasticidad metabólica que me ha parecido super interesante, la verdad.
comentarios cerrados

menéame