CULTURA, CIENCIA, DIVULGACIóN
141 meneos
3847 clics
La meteorología y las batallas

La meteorología y las batallas

De todas las actividades humanas, la guerra es una de las más intensas y el hecho de que las batallas se hagan al aire libre provoca que el tiempo tenga una influencia notable en su desarrollo. Las circunstancias meteorológicas han influido en multitud de contiendas a lo largo de la historia, y son muchas las batallas en las que el verdadero vencedor ha sido “el tiempo“. Veamos algunos de los “generales atmosféricos” que consiguieron “dar la vuelta” a los resultados de algunas batallas.

| etiquetas: batallas históricas , influencia meteorogia
78 63 2 K 417
78 63 2 K 417
En una de las retiradas de los tercios a las bases de invierno durante la guerra de los 80 años un 6 de diciembre, todo un ejército español de unos 5000 hombres quedó copado en una de las pequeñas islas que forma el río Mosa cuando se une con el Wal.

No sabían que los holandeses los acechaban con unos 10 navíos de guerra ligeros, así que durante el cruce, fueron atacados y cercados, por lo que no les quedó otra que atrincherarse en la isla y aguantar mientras esperaban ayuda, si es que alguna…   » ver todo el comentario
#7 Unos soldados españoles matando mucho! Has mojado el gayumbo, eh? :professor:
#7 Lo escribí a pelo y tirando de memoria, ya que después del porno, la historia bélica es mi afición sin beneficio económico preferida. De vez en cuando, entre insultos y chuleadas, suelo escribir algún comentario de ese tipo cuando el tema invita y me da el venazo. Como dije poco después, a ese hecho de armas se le conoce como "el milagro de Empel", por si quieres buscar más. Los tercios tuvieron muchas batallas y golpes de mano espectaculares durante su aventura en flandes y en los condados alemanes.
Hola ¿Hay alguien ahí?

En portada y ningún comentario, esto es mu raro.

A ver si es que se ha roto el interné.

Pues algo habrá que poner...

Pato pato pato. Pato pato pato. Pato pato pato. Pato pato pato. Pato pato pato.
#1 Me uno a tu fiesta. Pato pato pato. Pato pato pato. Pato pato pato. Pato pato pato. Pato pato pato.
No es exactamente batalla, pero además del Kami-Kaze los japoneses podrían pensar en el tifón Cobra. Este tifón pilló a la principal unidad naval americana cerca de Filipinas (la tercera flota en toda su gloria), y le costó la vida a cerca de 800 marineros.

en.wikipedia.org/wiki/Typhoon_Cobra_(1944)
Añado otros dos ejemplos, en las que un rayo y una lluvia providenciales les ayudaron a los romanos de las legiones de Marco Aurelio, y que están representadas en "su" columna en Roma:
www.lasalle.es/santanderapuntes/arte/roma/escultura/columna_marco_aure
EI movimiento de los granos de arena empieza cuando el viento alcanza una velocidad suficiente para superar la inercia de las partículas en reposo.

No, será cuando se supera el rozamiento. Lo de que haya una velocidad determinada para superar la inercia de algo creo que a Newton no le gustaría mucho, y menos si es que está sugiriendo que las partículas en reposo tienen una inercia distinta a las que están en movimiento.
Obviad el párrafo sobre armamento medieval. :palm: Siendo breve, hacia 1242 es una pieza de malla que incluye tanto la capucha como las manoplas. Otras dos "medias" de lo mismo para las piernas, y un casco "de chapa". 22 kilos y soy generoso. Por supuesto, entre eso, y la ropa mojada, salir a flote de agua helada resulta dificilillo. Pero no hace falta "regalarle" otros 20 kilos más de equipo demasiado moderno para él :-P

Guardabarros :shit: ¿Guardabrazos? Da igual, son como un siglo más modernos...
Como curiosidad en la 2ª GM el porcentaje de aciertos de los metereólogos estaba por debajo del 50%, así que si decían que iba a llover erá más que posible que hiciese un sol de cojones.
PD. El milagro de Empel es como se le conoce a aquella batalla de las muchas que tuvieron los tan grandes y temidos en su época, como desconocidos ahora, tercios españoles.

PD2. Por cierto, el artículo habla del frío ruso y los desastres de Napoleón y Hitler, y los teutones; añadiria a Carlos XII de suecia que también experimentó lo que es perder gran parte de su ejército helado en la estepa.
comentarios cerrados

menéame