CULTURA, CIENCIA, DIVULGACIóN
14 meneos
156 clics

La democracia según Karl Marx

Desde mediados del siglo XIX, y casi en régimen de monopolio tras la II Guerra Mundial, una de las alternativas teóricas (y prácticas) más formidables de la democracia liberal ha sido el marxismo. Este cuerpo doctrinal es prolijo pero parte de un tronco común, la interpretación o enmienda de las principales obras de Karl Marx (1818-1883) y Friedrich Engels (1820-1895).

| etiquetas: democracia , capitalismo , marx , burguesía
Ideas caducas que se han demostrado tan bonitas como ineficaces..
#1 #2 Bueno, continua funcionando con éxito la explotación y la servidumbre (por no decir directamente la esclavitud) así que las ideas de Marx puede que sean erróneas, pero no son caducas en el sentido de que son respuestas a los mismos males del capitalismo de siempre. Hay que darles una oportunidad a los decimonónicos porque el sistema no ha cambiado tanto. Yo estoy ahora con Stuart Mill y no está para nada desfasado.
#5 Si, en teoría las ideas son buenas, pero en la práctica fallan todas en los mismo, el factor humano, cualquier sistema en sí tiene el problema de que quien está en la cima, en la cúpula si no tienen control ninguno, se descontrolan pervirtiendo la idea original en sí mismo.
#6 Pero bueno, estamos montando el sistema sobre ideas decimonónicas (la democracia liberal mismamente) o ideas con milenios de antigüedad, que han estado fallando durante milenios. Pero sobre algo hay que funcionar. Y si no pillamos ideas del siglo XIX o del XVIII no se yo de dónde las vamos a coger. Los que tenían ideas en el siglo XX eran nihilistas o posmodernos, y los que las podrían tener en el siglo XXI se la pasan jugando a la gameplay. :-/
#7 Lo llamo caduco simplemente porque son ideas que en teoría están bien pero en la práctica no han funcionado, simplemente no funcionan
¿Este Marx era el mudo de la bocina o el del puro?
#3 Este Marx se quemó las cejas (estudió mucho) para llegar a tener entre ceja y ceja (fijarse en un prensamiento o propósito) a la burguesía y darle al obrero entre ceja y ceja (decirle algo que le sea muy sensible).

- Y, a ti, ¿cuánto te paga tu burgués?
#4 ¿te paga o te pega?
#11 Te equivocas de pleno conmigo, yo no hago esto por placer lo hago por castigo. (...) Este dominio del lenguaje es mi catecismo.
El siglo XXI necesita ideas del siglo XIX.

Con dos cojones...

:palm:
comentarios cerrados

menéame