EDICIóN GENERAL
3 meneos
69 clics

La historia de la anchoa: Desde Tiro hasta Santoña

Su fama es de comerciantes y, desde luego, de navegantes; pero pocas veces vamos más allá cuando pensamos en los fenicios. Y, sin embargo, debemos tenerlos muy presentes. Por ejemplo, cuando escribimos: ellos fueron los inventores del alfabeto. En nuestro terreno, deberíamos recordarlos cada vez que nos tomamos de aperitivo unas anchoas. Porque fueron los fenicios, también llamados

| etiquetas: gastronomía , anchoas
Miguel Ángel Revilla dixit : "Nadie ha hecho tanto por la anchoa como yo"
Entonces, las anchoas se consumían en salazón, de modo que era el consumidor final quien tenía que ponerlas en condiciones de ser comidas, es decir, lavarlas, limpiarlas, pelarlas y eliminar barbas y espinas.

Hoy también quedamos quienes nos entregamos a esos trabajos. Y, la verdad, nada que ver con las de lata.
comentarios cerrados

menéame