EDICIóN GENERAL
  1. @ochoceros En los casos que mencionas esas personas estaban haciendo algo ilegal, y eso es diferente. No tienes derecho a poner nombre completo y dirección de alguien que no está haciendo nada ilegal, llamarlo estafador y colgarlo en un sitio público. Si no está de acuerdo con esas prácticas puede escribir exactamente el mismo artículo sin dar datos personales, ¿por qué el autor no considera esa posibilidad? Ya le he preguntado tres veces y no me ha respondido. Y es que la legalidad mola, pero sólo si estamos yo y mis criterios por encima de ella. Gracias, pero no.

    @ℜorschach_ @anxosan @dseijo
  1. @facepalm Pues entonces mejor quitamos estos meneos, porque al final no ha sido condenada por ilegalidad: www.meneame.net/search?q=botella+viviendas Y no digo que haya que publicar su dirección, si no es pública, pero sí poder ofrecer la noticia de lo ocurrido para que cualquiera juzgue con su voto y dar a conocer lo ocurrido.

    Lo de dar nombres en el artículo, no creo que entre dentro del ámbito de la información personal si lo tiene públicamente puesto en la fachada del comercio donde vende lo que comenta el artículo. Se puede considerar un dato público por ser el nombre del comercio. Si, por ejemplo, el Banco Santander se llamase Banco Ana Patricia Botín, ¿estaría libre de críticas?

    El fallo de @anxosan en este meneo, en mi opinión, ha sido dirigir la queja contra un único establecimiento, cuando la venta de supercherías es algo aceptado y perpetrado por muchísimos establecimientos del gremio. La queja debería de haber ido enfocada contra quien permite que esto suceda y sea legal, desde las empresas y sus lobbies, hasta los políticos que lo aceptan y legalizan, pasando por los médicos y farmacéuticos que claudican al dinero.

    @ℜorschach_ @dseijo

    menéame