ACTUALIDAD, POLITICA Y SOCIEDAD

El Málaga despide a Víctor: "No ha sido posible llegar a una separación amistosa"

Creo recordar que hace unos meses, una persona que trabajaba en Iveco, se suicidó porque se viralizó un vídeo sexual suyo y no hubo más que homenajes póstumos y una condena mediática a los que habían enviado el vídeo.

Hoy, a otra persona, lejos de apoyarla y condenar a su extorsionador, se la despide.

¿Cuál es la diferencia?
#8 Que este aún vive.

Si mañana se suicida, le organizan un homenaje.

¿O crees que no?
#9 sí, claro, estoy convencido de ello xD
#10 hace no mucho un jugador de futbol se estrello con su carraco por ir a mas de 200 en un tramo de 90 matandose a si mismo y a un menor que era su primo y dejando muy jodido a un tercer acompañante, bueno pues homenajes no faltaron y los echaron hasta por la tele, el mundo del fumbol es asi.
#40 iba lo suficientemente rapdio para matarse el y matar a su primo
#8 es exactamente lo mismo: pantomima y cosmética. Si este hombre se suicida volvería la burra al trigo.
#8 Pues aparte de lo que comento en #27 existe otra enorme diferencia: la de Iveco se suicidó, éste por suerte no lo ha hecho (por ahora, y esperemos que siga siendo así). Como muy bien dices, los homenajes fueron póstumos.

De verdad, resulta ya cansino todo este victimismo amparado en falsedades que sale siempre en estas noticias. Dan ganas de votarlas negativo simplemente por ahorrarle a la portada semejante espectáculo bochornoso de comentarios.
#28 O sea, te parece bien que lo echen.

No cuentes peliculas.

Si la directiva ya pensaba cesarle por los resultados o por un enfrentamiento con el presidente, que tenga huevos y lo diga.

Pero cesarlo por ese video, y las reacciones que despierta entre algunos meneantes, despierta legítimas dudas...

Si el video por el que se le despide fuese el mismo, pero de una mujer, o de una relación homosexual, tú serías el primero en salir con antorchas y horcas a exigir el degüello del presidente del Málaga, y el descenso administrativo del club..

Sois unos hipócritas, siempre con doble rasero...

menéame