Actualidad y sociedad

Salvar el Cabanyal: objetivo a punto

El Cabanyal, si le diesen una capa de pintura a las casas y arreglasen las calles, podría ser uno de los barrios más bonitos, y una de las mayores atracciones turísticas de la ciudad. Frente a la playa, con encanto y con historia.

Pero los políticos de Valencia quieren una ciudad a su imagen y semejanza: pija, vacía de contenido y con olor a rancio. No les conviene el turismo que un barrio de pescadores y casas antiguas pueda atraer, o la clase de gente que pueda vivir allí; a ellos lo que les interesa es hacer una avenida enorme con edificios enormes para que la gente con dinero pueda comprarse un pisazo bien cerquita del mar, bien cerquita de su complejo America's Cup, completamente muerto hoy en día, y de su circuito de la F1, pozo negro de la corrupción y fracaso absoluto de la Generalitat. Unos políticos que prefieren invertir millones que no tenemos en algo que puedan disfrutar ellos y sus amigos, ignorando a un barrio entero durante años y dejándolo morir de asco, en lugar de invertir un poco en algo que el pueblo -que les vota, que paga- pueda disfrutar.

Me alegro muchísimo de que Rita vaya a irse sin ganar esta guerra. Muchísimo.

menéame