EDICIóN GENERAL

Un hotel austriaco no admite a huéspedes judíos

En Israel se reservan el derecho a no admitir a los palestinos que expulsaron para que los judíos del mundo pudieran autodeterminarse. Una cosa no quita la otra, desde luego, pero el dato puede resultar ilustrativo: la más mínima ofensa a un judío es una muestra de antisemitismo; la limpieza étnica de Palestina es justa.

Por otra parte, lo cierto es que los israelíes tienen muy mala fama como turistas. No puedo juzgar de primera mano, pero se le he oído a mucha gente.

menéame