EDICIóN GENERAL

Denuncian que un particular ha cerrado la Cañada Real Soriana aprovechando el estado de alarma

Hace unos años me animé a recorrer andando la Cañada Real de La Mesta, por tierras de Córdoba. Hice algunas etapas maravillosas, andando por una franja de naturaleza virgen que recorre kilómetros y kilómetros entre dehesas y campos. Hasta que un día pienso que me he perdido porque me encuentro entre maleza y cercos de ganado. Retrocedo un tramo, encuentro el camino y vuelvo a avanzar. Me vuelvo a perder. Consulto el mapa y el GPS y ambos me juran que estoy sobre la cañada, pero lo que veo es otra cosa. Finalmente, abandono el plan de la cañada y llego hasta el siguiente pueblo siguiendo unas vías de tren.

Cuando días más tarde repasé esa etapa en la vista de satélite de Google Earth, pude ver cómo llega un punto en el que la Cañada simplemente desaparece, ocupada por explotaciones agrícolas, atravesada por el ferrocarril y las carreteras, etc. Una pena que se abandone así un camino que tiene casi mil años.

menéame