EDICIóN GENERAL

La Audiencia de Sevilla condena por abuso sexual al empresario que fingió un beso con Teresa Rodríguez

#32 Sí que se puede, se llama vejaciones.
#35 Pero es que si nos metemos ya en vejaciones estamos hablando de algo que va más allá de una broma pesada.

Otra cosa es que me digas que en este caso te cuadra más...

menéame