EDICIóN GENERAL

Europa: retratos de un Continente abrasado por el calor

#61 Barcelona no llega casi nunca a 35 porque la propia humedad lo hace muy difícil. Se puede estar sudando a 27º en Barcelona, mucho más que en el interior.

menéame