EDICIóN GENERAL

Los ultras del 9 de Octubre piden la imputación del joven al que agredieron

#33 Es cierto que a veces es difícil delimitar "quién empieza" en una pelea. Y en esos casos me parece bien que se les meta paquete a todos. Pero hay clasos flagrantes donde alguna persona responde a un ataque ¿y luego debe rendir cuentas a la justicia? Una pregunta desde el desconocimiento. ¿En España existe la figura de defensa propia para estos asuntos? ¿Solo te puedes defender sin hacer daño al atacante si no quieres pringar? A mi una vez trabajando de camarero me intentó un borracho clavarme una botella rota por no quererle servir porque andaba tocando el culo a mujeres en el bar y liándola, y lo único que me atreví a hacer es a coger el palo de la persiana y mantenerlo a distancia mientras llegaba la policía. ¿Si le llego a dar un palazo en la cabeza me hubieran imputado aún habiendo testigos y cámaras?
#46
En mi país es igual, tenés que dejarte matar, ya que si atinás a defenderte... terminás imputado por un fiscal imbécil y un juez más tarado todavía.
#46 Complicado, hay ciertos requisitos. Entre ellos la proporcionalidad, que no haya provocación previa por tu parte,............ te dejo articulo del código penal. Podria apreciarse eximente completa o incompleta,.....en fin , hay que estudiar cada caso.

Esta exento de responsabilidad penal:

4.º El que obre en defensa de la persona o derechos propios o ajenos, siempre que concurran los requisitos siguientes:

Primero. Agresión ilegítima. En caso de defensa de los bienes se reputará agresión ilegítima el ataque a los mismos que constituya delito y los ponga en grave peligro de deterioro o pérdida inminentes. En caso de defensa de la morada o sus dependencias, se reputará agresión ilegítima la entrada indebida en aquélla o éstas.
Punto primero del numeral 4.º del artículo 20 redactado por el número trece del artículo único de la L.O. 1/2015, de 30 de marzo, por la que se modifica la L.O. 10/1995, de 23 de noviembre, del Código Penal («B.O.E.» 31 marzo).Vigencia: 1 julio 2015

Segundo. Necesidad racional del medio empleado para impedirla o repelerla.

Tercero. Falta de provocación suficiente por parte del defensor.

menéame