EDICIóN GENERAL

El éxito de mi aplicación en el mercado negro

#37


Yo en concreto aparte de cds y otros formatos, el dia de mi boda tuve que pagar un Canon por cada uno de mis invitados, incluida mi abuela que la pobre estaba bastante sorda. Pague por poner música seleccionada por mí, en un portátil con una licencia original de Windows, utilizando un reproductor Freeware.

De dicho canon ni un céntimo fue a parar a Microsoft o ninguna otra empresa de software.

Llámalo rencor si quieres, pero yo a la industria de la distribución musical no le tengo ningún respeto. Se han comportado como auténticos piratas con patente de corso para saquear sin compartir el botín y quien siembra vientos recoge tempestades.

menéame