La deuda crece en 146.000 millones

#7   #5 No, odioso es lo que se pidió para regalárselo a los bancos que por su mala gestión se habían arruinado.

Odioso es lo dedicado a la corrupción.

No vale decir "yo presto dinero y no me preocupa que España sea un país corrupto porque sé que luego le sabrán endosar a la gente no corrupta, que es la que trabajará par devolvérmelo".

Ya va siendo hora de que empecemos a pedir justicia y que todas esas prácticas sean perseguidas.
votos: 24    karma: 143

menéame