EDICIóN GENERAL

Utilizan como mojones los cadáveres de los montañeros en el Everest

Llegar hasta ahí arriba, morir en el intento, y que luego te llamen mojón. Qué mala fortuna...

menéame