EDICIóN GENERAL

Vecinos de Sanlúcar se quedan un alijo tras apedrear un helicóptero de Aduanas

¡Niño, que me lo quitan de las manos! ¡Señora, no pase sin probar! ¡Dos mil kilos fresquitos, traídos de la mar! :palm:

menéame