191 meneos
4815 clics

Las galeras de mujeres

Desde mediados del siglo XIX la doctrina penitenciaria había progresado mucho por lo que se refería a las cárceles masculinas, con la eliminación del trabajo forzado y la creación de prisiones-modelo. Esta realidad contrastaba con la situación de las galeras o prisiones de mujeres, fundadas en el siglo XVII con el fin de aislar y retener a «las mujeresvagantes, ladronas,alcahuetas y otras semejantes».El nombre de «galera» procedía del castigopenal tradicionalmente impuesto a los hombres delincuentes, consistente en «servir a remo en las galera
etiquetas: galeras, mujeres, carceles, presas, franco
usuarios: 113   anónimos: 78   negativos: 1  
22comentarios mnm karma: 606
  1. #4   #3 #2 #0 tanto en FF como en Chrome me abre un fichero php que se descarga.

    Y si lo he intentado 6 veces es porque el tema promete, sí.
    votos: 2    karma: 23
  2. #1   La web no va ....
    votos: 1    karma: 15
  3. #2   #1 Ah, pues a mi sí, tarda pero sí que funciona. Por cierto, muy interesante.
    votos: 2    karma: 36
     *   --309297-- --309297--
  4. #7   ¿A ver quien tiene pelotas para decir que le va bien con explore? :-P xD
    votos: 1    karma: 29
  5. #16   Extraordinario artículo, ámpliamente documentado y sin cargar las tintas excesivamente, lo justito, para no enrabietarnos más, a pesar de todo a mi se me ha quedado mal cuerpo.

    Me ha llamado la atención y mucho AGA. Sección Cultura. Guardia con oficialas de la cárcel de Ventas, 1933. Curioso que en aquella época las mujeres tenían su género representado, sin necesidad de recurrir, como ahora a la @, para no ofender a las feministas.

    !Esta era una de las conclusiones del estudio que el comandante Vallejo Nágera había realizado con cincuenta mujeres marxistas de la cárcel de Málaga, todas ellas presas políticas, en plena guerra civil". La familia de Vallejo Nájera ya tenía extendido su fascista red psiquiátrica, que perdura hasta la actualidad.

    "Las Hijas de la Caridad de San Vicente de Paúl, presentes en las cárceles de mujeres desde finales del siglo XIX, regresaron a los centros penitenciarios de la mano del franquismo. En el año 2005 recibieron el Premio Príncipe de Asturias de la Concordia por su «excepcional labor social y humanitaria en apoyo de los desfavorecidos» desde su instalación en España.
    Qué mala hostia se me ha puesto con las imágenes de las monjas y sobre todo porque sé, por testimonios familiares, la iniquidad y crueldad de estas carceleras.
    Hay que joderse que en plena democracia les concedieran a estas feroces depravadas un premio.
    votos: 1    karma: 14
     *   ziegs ziegs
comentarios cerrados

menéame