44 meneos
 

¿El año del libro electrónico?

Al igual que pasó con la música cuando se presentaron los primeros reproductores de mp3, parece que la industria editorial tradicional no sabe donde colocarse. Si escogen, al igual que en el mundo de la música, el lado de los soportes, resultará que los lectores, sus clientes, YA NO QUIEREN ESOS SOPORTES
etiquetas: ebook
usuarios: 41   anónimos: 3   negativos: 0  
18comentarios mnm karma: 223
  1. #1   No creo que sea el año del libro electrónico. Más que nada por su elevado precio.
    votos: 2    karma: 30
  2. #2   Y mira que son caros los e-books. 300 euracos le ha costado a mi novia.

    Tengo que reconocer que son muy cómodos. Yo no me acostumbraré pero la siguiente generación ya no irá a la escuela con la maleta cargada de libros sino con su e-books tamaño folio y plegable.

    Irán a las bibliotecas públicas para que se descarguen gratuitamente las obras contenidas allí, o no les hará falta ir, o no hará falta que existan bibliotecas porque ya cualquiera puede contener millones de obras en menos de 50 centímetros. El conocimiento es nuestro, que no pongan cánones y otros aranceles a la cultura.

    El conocimiento no hará libres.

    Firmando un bibliotecario de profesión.
    votos: 6    karma: 60
  3. #3   Em... yo me he importado gracias a un colega un PRS-300 de Canadá, y me ha salido por 180 euros. En España los precios son ridículamente caros. En EE.UU. este mismo modelo está a 199 USD... unos 130 euros.
    votos: 3    karma: 42
  4. #4   #2 Un bibliotecario optimista. ;)
    votos: 0    karma: 6
  5. #5   Un poco largo el post, pero muy interesante en el fondo... Se puede aplicar muy bien a lo del #manifiesto
    votos: 1    karma: 16
  6. #6   Esta claro que será un dispositivo que entrará en nuestras casas. A día de hoy es caro y hay muy poco catálogo de libros, así que dependerá de las editoriales. Si se duermen les pasará como a las películas. Tienen que adaptarse en todo, nuevas tegnologías, modos de distribución, precios...
    Eso no quiere decir que los libros desaparezcan, ni muchísimo menos.
    votos: 0    karma: 6
  7. #7   Yo compré hace unos meses un lector de libros electrónicos y su utilidad va más allá de leer las últimas novedades editoriales. Se pueden leer manuscritos (me refiero a medievales, sobre todo) sin que se te caigan las córneas, preparar exámenes, estudiar apuntes, consultar diccionarios, manuales, etc. Es muy recomendable para docentes.
    votos: 1    karma: 22
  8. #8   Pues esperad a que vengan los de "página completa" como el kindle dx... Ahi si que se peuden ver pdf a pantalla completa sin problemas.
    votos: 0    karma: 6
  9. #9   #8: No gracias, odio el formato PDF en si mismo y prefiero con mucho los libros en tamaño bolsillo. Me quedo con los lectores pequeños.
    votos: 1    karma: 18
  10. #10   #9 el formato pequeño es ideal para novelas, pero cualquier libro técnico se te queda corto en las 6 pulgadas de un lector así... Tendríamos que tener un lector por cada formato, no es muy buen negocio.
    votos: 2    karma: 26
  11. #11   Estoy totalmente en contra del libro electrónico. Se perderá el "romanticismo" de ir a comprar el libro, elegirlo, llevártelo a casa, pasar páginas, poner el marcapáginas, doblar una de las hojas donde se ha dicho algo importante, terminar de leerlo y dejarlo en la estantería para dentro de unos años volver a leerlo. Cuando terminemos un libro electrónico ¿dónde lo guardaremos? ¿En el disco duro del PC o en una tarjeta de memoria que acabará albergando las fotos del fin de año en Rota?
    votos: 2    karma: 5
  12. #12   #1, depende de cuántos libros leas, si lees más de 10 libros al año es barato, si lees menos de 5 es caro.
    votos: 1    karma: 23
  13. #13   #11 Precisamente la disponibilidad de los libros, la facilidad para hacer anotaciones y marcar texto o determinadas páginas son solo algunas de las ventajas de los ebooks frente a los libros tradicionales.
    Respecto al romanticismo, lo mismo decían los del vinilo cuando salió el CD (y más tarde el MP3)
    votos: 3    karma: 42
  14. #14   #11: Doblar una hoja de un libro me parece un sacrilegio, la verdad. Y yo tengo los míos bien almacenados en un disco duro y DVD, gracias. No me hace falta tenerlos en papel, aunque también tenga muchos de ellos.
    votos: 2    karma: 29
  15. #15   #11 precisamente eso de tener que ir a buscar el libro es la parte mas "coñazo" de cualquiera que sabe qué libro quiere leer... El 90% de los libros que existen no se pueden encontrar en librerías normales y buscarlos por ahí puede ser un auténtico infierno. Si lees mucho las estanterías no solo se quedan cortas sino que nunca encuentras el libro que quieres (amen de si lo has prestado y no sabes a quien)...

    La verdad, si te gusta leer, es mucho mejor el ebook.
    votos: 4    karma: 59
  16. #16   #11 Si necesitas más de 8 o 16GB para guardar todos los libros que te has leído, ole tus cojones. A menos que metas en la ecuación los cómics, que esos ya suben la cifra bastante (1 libro largo en texto ~ 1MB, 1 cómic normal ~ 40MB), sobretodo si son colecciones largas (X-Men, Spawn, Spiderman, Batman, ...)
    votos: 1    karma: 22
  17. #18   #11 ¡....Apache! ¡Doblarle una hoja a un libro! Vuelve a palpitar, corazón, que no ha sido nada...

    Yo me dí el capricho hace ya unos meses, como regalo adelantado de cumpleaños, y no puedo estar más contenta... con el cacharro, porque leerse, se lee de maravilla, puedes almacenar sopicientos libros, ampliarlo con tarjeta de memoria para ponerle música para mientras lees, o sencillamente, más libros, es muy fácil de usar, puedes ponerte la página al tamaño que quieras... Ahora, encontrar libros por la red, no es grano de anís.

    Corrijo: lo es, pero encontrarlos gratis. Y yo tengo curiosidad por leerme la trilogía de Los hombres que no amaban a las mujeres, pero no hay donde comprarlo. Hay donde descargarlo, pero no donde comprarlo, y finalmente me dijeron un sitio donde podía comprarlo para descargarlo, ¡por 20 eurazos! A ver... yo sé que las cosas tienen un precio, pero no pueden pretender hacerme pagar lo mismo por una edición digital que prácticamente no tiene coste de producción, que por una edición física que se lleva unos costes de maquetación, impresión, diseño, etc. Yo, no quiero que el libro tenga una portada en láser holográfica y esté impreso en papel de seda brillante... sólo quiero el texto, ya está. No me pareció ético tenerlo sin pagar (a pesar de que el autor ya esté muerto...), así que ni lo he comprado, ni lo he descargado, y me limito a descargar sólo los libros que ya tengo o libros cuyo autor lleva ya muerto un tiempo más considerable (Ya he pagado por El Capitán Alatriste... y además, dos veces, una para mí, y otra para mis papis; y no creo que le haga un gran perjucio económico a los herederos de Alejandro Dumas).

    Esto, lo hago yo. Y lo hago de momento. El día que se popularice el e-boock, para lo cual faltan cuatro días como aquél que dice, la gente empezará a bajarse libros en masa, y nadie va a ser tan bobito como yo, y servidora también se cansará de ser la tontal´pueblo, y empezará a bajarse los libros que desee si las editoriales no se los facilitan a un precio lógico, como hace hoy día el iTunes. Entiendo que a todos nos cuesta abandonar un modelo de negocio que hasta ahora ha funcionado, ha dado muchos dividendos y llevaba mucho tiempo sin cambiar... pero más les vale hacerlo si no quieren pasar a llamarse "idiotoriales". Recomiendo la lectura de "¿Quién se ha llevado mi queso?" para ilustrar el tema.
    votos: 1    karma: 17
comentarios cerrados

menéame