El que escriba ‘habrir’ no debería graduarse

  1. #153   #107 Hombre, es que me estás considerando falta un tildado que hasta 2010 era perfectamente correcto. Ahí la RAE ha pecado de exceso de celo: ¿tendremos que corregir el tildado en todos los textos anteriores a 2010? ¿Cómo puede ser incorrecto ahora lo que era correcto entonces? Me parece absurdo.

    No lo considero yo, lo considera la RAE, que guste o no es la institución que establece la norma ortográfica del español. Desde 1959 hasta 2010 esa tilde se limitaba a los casos de ambigüedad, otra cosa es que la mayoría de la gente la pusiera siempre. Desde 2010 ya no hay que ponerla ni siquiera cuando haya ambigüedad.

    Las normas ortográficas cambian con el paso del tiempo, de ahí las sucesivas reformas que se han llevado a cabo desde la primera Orthographia española de la RAE en 1741 hasta la más reciente de 2010. Por eso, lo que antes era incorrecto ahora puede ser correcto y viceversa, por muy absurdo que te parezca. Antes era correcto escribir orthographia y ahora no lo es porque la norma cambió en su momento y ahora todos escribimos ortografía. No tienes más que hacer un repaso a las sucesivas ortografías que ha habido y verás que es así. Esto evidentemente no implica que "tengamos que corregir el tildado de los textos anteriores a 2010", de la misma manera que no tenemos que "corregir" el manuscrito del Libro del buen amor o la Constitución de 1812, sino simplemente escribir los textos que escribimos ahora conforme a las normas vigentes en este momento, que son las de 2010.

    Creo que muchos acusáis injustamente a la RAE sin conocer realmente su funcionamiento interno. La Ortografía de 2010 supuso un trabajo de investigación inmenso, con un exhaustivo análisis del sistema fonético, prosódico y grafemático del español, y fue coordinada por uno de los mejores lingüistas del ámbito hispánico: Salvador Gutiérrez, Catedrático de Lingüística en la Universidad de León, que precisamente habla en el artículo. Te puedo asegurar que no responde a un exceso de celo. Creo que muchos pensáis que la RAE actúa por capricho según le viene en gana, cuando en la RAE los que hacen el trabajo serio son los lingüistas, filólogos, profesores universitarios y múltiples equipos de especialistas en colaboración con universidades de todo el mundo hispano; los ignorantes en lingüística como Pérez Reverte y otros no tienen ni idea de gramática, fonética o lexicografía, pero lamentablemente son los que la gente suele asociar con la RAE y transmitir esa idea de que las decisiones se toman por capricho o gusto personal y no en función de un análisis científico y riguroso.

    #116 Es bastante pobre aludir a un comentario en Twitter como justificación de nada.

    La RAE es la institución que establece la norma del español. Ese tuit es un tuit oficial de la RAE al respecto de una duda planteada por los hablantes sobre la tilde en "solo", de modo que desde un punto de vista normativo tiene plena validez. A ti te parecerá pobre, pero es lo que es. Esos tuits, respuestas y comentarios de la RAE en su web son elaborados por equipos especializados de lingüistas y filólogos que saben muy bien lo que hacen porque dedican su trabajo al análisis lingüístico del español. Si no te parece suficiente el tuit, no hay más que leer la Ortografía de 2010, donde está perfectamente explicado, o consultar la sección correspondiente en su página web.

    Y la RAE da recomendaciones. No impone una dictadura lingüística.

    Evidentemente, la RAE establece la norma y la norma es una recomendación, no una imposición. La RAE determina lo que es normativo y lo que no es normativo; luego son los hablantes los que deciden si siguen esas reglas o no, teniendo en cuenta que no seguirlas acarreará consecuencias en otros hablantes que sí las siguen. La RAE te dice "almóndigas no se considera un uso culto" y luego los hablantes deciden libremente si dicen albóndigas o almóndigas. La RAE te dice "avión se escribe con uve y tilde en la o" y luego los hablantes deciden si escriben avión, abión, avion o abion. La RAE te dice que solo no lleva tilde, y luego los hablantes deciden si escriben solo o sólo.

    En esta noticia se habla precisamente del desconocimiento o no seguimiento de esa norma en un nivel lingüístico, el ortográfico, y sus consecuencias. Como queda demostrado en el artículo y en la mayoría de los comentarios, el desconocimiento o no seguimiento de la norma en el nivel ortográfico está muy mal visto: la gente critica a quienes cometen faltas de ortografía. En efecto, la norma es una recomendación, no una imposición, pero aquellos que no sigan esa recomendación serán criticados o juzgados negativamente por otros que sí la siguen. Yo no soy ningún defensor acérrimo de la corrección ortográfica (deduzco por tu comentario que tú tampoco), pero hay gente que sí lo es, hay personas que son defensoras plenas de la pureza ortográfica y al mismo tiempo cometen faltas, de manera que les recuerdo que es incoherente criticar algo que ellos mismos hacen y que lo más razonable es adoptar una postura menos extrema con respecto a la ortografía.

    Por eso yo no critico a los que cometen faltas, de vez en cuando o sistemáticamente, siempre que sean coherentes con su postura, es decir, siempre que no critiquen a otros por cometerlas. Ahora bien, sí que me llama la atención la incoherencia de algunos: si critican a los que no respetan la norma, deberían respetarla ellos siempre, para no convertirse en aquellos a los que critican.
    votos: 4    karma: 43
  1. #172   #153 Yo no soy ningún defensor acérrimo de la corrección ortográfica (deduzco por tu comentario que tú tampoco), pero hay gente que sí lo es, hay personas que son defensoras plenas de la pureza ortográfica y al mismo tiempo cometen faltas, de manera que les recuerdo que es incoherente criticar algo que ellos mismos hacen y que lo más razonable es adoptar una postura menos extrema con respecto a la ortografía.

    Entiendo tu postura. Pero comprenderás que tratar sistemáticamente como falta ortográfica una tilde que hasta hace poco más de dos años no lo era es hilar muy fino. Máxime cuando de lo que habla el artículo es de faltas de ortografía notorias y recurrentes, no de gente a la que puntualmente se les escapa una tilde. ;)
    votos: 3    karma: 40
     *   Wayfarer Wayfarer
  2. #182   #153 En eso no estamos de acuerdo. Las normas deben ser impuestas por los propios hablantes y la RAE debería limitarse a recoger el uso habitual que se hace del lenguaje como se hace con el inglés, por ejemplo, y no imponer sus propias normas. Así no tendríamos esperpentos como decerron o yacusi.
    votos: 0    karma: 10
    1. #189   #182 Podría volver a explicar cómo se desarrolla la labor sociolingüística y reguladora de las instituciones prescriptivistas en las lenguas, pero normalmente la gente tiene sus ideas preconcebidas de crítica sistemática a la RAE, sin saber realmente cómo funciona, y no atiende a argumentos de quienes han analizado el tema con rigor y perspectiva. Se trata de un asunto bastante complejo que no me apetece volver a desarrollar ahora, pero si te interesa esto de la RAE, la norma, el estándar y demás, te invito a que repases otros de mis comentarios donde lo he explicado un poco más.

      El inglés no tiene institución prescriptivista pero evidentemente tiene norma y estándar, como tienen las lenguas normalizadas de todo el mundo. La labor desempeñada en español por la RAE es ejercida en inglés por determinadas gramáticas, diccionarios y autores normativistas.

      Propuestas como cederrón o yacusi no son esperpentos, como tampoco lo son champú, fútbol, turista o vagón, que en origen se escribían shampoo, football, tourist y wagon. Tampoco son esperpentos palabras inglesas como iceberg o breeze , aunque sean adaptaciones respectivas del neerlandés medio ijsberg y del español brisa. Supongo que cuando digitalizas un archivo no dirás "He scanned un documento" sino que lo adaptarás a "He escaneado un documento", aunque de ese modo no mantengas ni la grafía original ni el paradigma flexivo verbal de la lengua de origen. Y podría ponerte innumerables ejemplos de evoluciones fonológicas, reformas ortográficas, préstamos léxicos, calcos semánticos, derivaciones morfológicas, operaciones sintácticas, etc., para demostrar cómo las lenguas incorporan a sus sistemas internos elementos ajenos.

      Creo que algunas personas no son conscientes de que la lingüística es una ciencia y como tal aplica el método científico. Y no hablo solo de la sintaxis o la morfología, disciplinas eminentemente matemáticas y lógicas, sino también de la sociolingüística o la dialectología. El mejor departamento de Lingüística del mundo está en el MIT, sin ir más lejos.

      En definitiva, detrás de todas esas decisiones tan criticadas de la RAE y de adaptaciones de préstamos como cederrón o yacusi, aunque no lo parezca, hay criterios científicos y pruebas razonadas. Por mucho que la gente lo ignore, los que elaboran las obras fundamentales de la RAE son lingüistas, es decir, científicos, y no escritores o intelectuales humanísticos.
      votos: 1    karma: 17
comentarios cerrados

menéame