Te debo dos céntimos...

  1. #127   #88 Pues para eso están las hojas de reclamaciones, este tío ha tenido un fallo bueno dos, pagar su frustración en su blog y que los demás nos parezca nuevo esto como si a nadie le hubiera pasado nunca! y el no usar la hoja de reclamaciones y romperla.

    Que no están de adorno y se miran las hojas de reclamaciones, que como he dicho las empresas son las primeras que no quieren a un incompetente cara al público.
    votos: 1    karma: 20
comentarios cerrados

menéame