Un imperio cristiano enterrado en el Yemen arroja nueva luz sobre los inicios del Islam

  1. #11   #10 Fuente: Spiegel online | Matthias Schulz ( www.spiegel.de/international/world/buried-christian-empire-in-yemen-ca ) :-|
    Arriba del todo bajo el pie de foto.
    votos: 10    karma: 104
     *   Africanus Africanus
  1. #16   #11 El artículo original, del que la noticia es traducción, tampoco se apoya más que el par de relieves de las fotos. No veo ningún "imperio" por ningún sitio, salvo el bizantino.
    votos: 1    karma: 20
  2. #26   #11 Tienes razón, me he columpiado.
    De todos modos, es un artículo que sólo traduce otro. ¿Ha pedido permisos para ello, así como para utilizar las fotos? Sería interesante saberlo.
    votos: 3    karma: -2
    1. #27   #26 ¿Acaso importa eso más que el hecho de que haya podido llegar a más gente por, simplemente, traducirlo?
      Hasta el moño me tenéis con la propiedad intelectual, como si el saber y la cultura estuvieran restringidas a un código privado...

      En fin, muy interesante este articulo, me abre un poco más las puertas históricas de Etiopía y el Yemen que hasta ahora se me escapaban bastante.
      votos: 2    karma: 25
  3. #48   #5,#9,#11,#29,#31: Resulta que yo por mi cuenta acabo de descubrir lo que pasaba en Yemen por esa época:

    Resulta que había varios principados judíos y árabes en el Yemen en esa época. Hacia el Hedjaz, estaba la ciudad judía de Yatrib. Estaban las tribus de Aus y Jazrecha, judías, y Beni-Xebar, Guadilcora y Yambú, cuyos moradores se preciaban de descender de los judíos que huyeron de Nabucodonosor, en la primera cautividad de Babilonia.

    En el resto de la Península arábiga y a contar desde el tobba (rey) Asad, la mayor parte de los reyes del Yemen y algunos de Hira tuvieron la religión de los judíos. Estos, crecidos en número, persiguieron a los cristianos que moraban por allí, y en ocasión de un conflicto entre ambos en que resultaron muertos dos israelitas a manos de cristianos moradores del Najran, cierto rey del Yemen llamado Dzu-Nowas entró allí y derribó cruces, destruyó iglesias y arrojó en una fosa llena de materias inflamables a cerca de 20.000 cristianos.

    Esto motivó la expedición de los abisinios, los cuales fueron odiados por los árabes e israelitas.

    El episodio que aquí se narra acontece un siglo después de las fechas dadas en el artículo, pero ahora ya sí que os podéis hacer una idea de qué es lo que sucedía entonces en la Península Arábiga y no elucubraciones e invenciones del Der Spiegel o la madre que parió a Paneque.
    votos: 0    karma: 13
comentarios cerrados

menéame