¿Han cumplido los notarios con sus obligaciones o son cómplices de los bancos?

  1. #1   La hipoteca, que es la garantía que el deudor, u otro por él, proporciona al que presta el dinero, consiste en que un inmueble (o varios) se ofrece y sujeta como garantía de que se va a devolver el préstamo, de manera que si éste no se devuelve en los plazos pactados, el banco o caja de ahorros puede, con unos procedimientos abreviados, vender en pública subasta el inmueble hipotecado para cobrar lo que se le debe, quedando el sobrante para otros acreedores o, en su defecto, para el deudor.

    Muy bonito. El problema es que en España ningún consumidor ha firmado una hipoteca. Han firmado préstamos personales con garantías hipotecarias y avalistas. La diferencia no es pequeña. De los préstamos personales respondemos con nuestros bienes presentes y futuros, así como los avalistas.

    Esta es la primera GRAN ESTAFA, llamar hipoteca a lo que no lo es.
    votos: 96    karma: 739
  1. #8   #1 Disculpa, no entiendo tu comentario. ¿Te importaría explicarme lo que quieres decir? Gracias.
    votos: 1    karma: 3
    1. #9   #8 Ha copiado un párrafo del artículo. La primera estafa es que les llamen hipotecas, si son préstamos personales, y respondes con todos tus bienes, presentes y futuros... NO es lo mismo...
      votos: 7    karma: 38
    2. #14   #8 Bueno, veo que ya te han contestado.
      votos: 1    karma: 23
    3. #41   #8 Lo que quiere decir es que en una hipoteca de verdad, si no pagas se quedan tu casa.

      En un prestamo personal, si no pagas se quedan tus bienes personales (casa, coche, moto...etc)

      Hay una sutil pero gran diferencia
      votos: 0    karma: 6
  2. #13   #9 Mil perdones, te iba a votar positivo por la aclaración, y he pulsado negativo. Te voto a favor en tu otro comentario para compensar -los demás son demasiado viejos y ya no me permiten votar-.
    Agradeciendo tu explicación, sigo con la misma duda. El art. 1.911 CC dice: "Del cumplimiento de las obligaciones responde el deudor con todos sus bienes, presentes y futuros".
    Las garantías reales -por ejemplo, una hipoteca- no limitan el 1.911, sino que la amplían, pudiendo el acreedor satisfacer su crédito mediante la ejecución de un bien en particular con preferencia respecto de los demás acreedores. Mi duda es, pues, que no entiendo por qué se dice que son préstamos personales y no hipotecas, cuando se trata de contratos de préstamo, de los que se responde de acuerdo con el 1.911, sin perjuicio de su carácter hipotecario, por lo que se responde con una garantía reforzada -la del bien hipotecado-.
    De nuevo, disculpa por mi error al votarte negativo y gracias.
    cc #1
    votos: 4    karma: 36
     *   --232938-- --232938--
    1. #15   #14 Sí, pero sigo sin comprender qué quiere decir... lo expongo en #13.
      cc #9.
      votos: 0    karma: 9
    2. #22   #13 Yo tampoco entiendo esa distinción que hacen entre hipoteca y préstamo con garantía hipotecaria, y me mosquea porque ya lo he visto muchas veces y sigo sin entender que quieren decir. :-S

      Porque el artículo 105 de la Ley Hipotecaria ya dice claramente que sigue siendo aplicable el art. 1911 del Código Civil.

      Artículo 105.La hipoteca podrá constituirse en garantía de toda clase de obligaciones y no alterará la responsabilidad personal ilimitada del deudor que establece el artículo 1.911 del Código Civil.

      Aunque la responsabilidad podría limitarse al bien hipotecado si se pacta expresamente:

      Artículo 140.No obstante lo dispuesto en el artículo 105, podrá válidamente pactarse en la escritura de constitución de la hipoteca voluntaria que la obligación garantizada se haga solamente efectiva sobre los bienes hipotecados.
      En este caso, la responsabilidad del deudor y la acción del acreedor, por virtud del préstamo hipotecario, quedarán limitadas al importe de los bienes hipotecados, y no alcanzarán a los demás bienes del patrimonio del deudor.
      votos: 4    karma: 39
    3. #30   #27 "De eso nada"???, infórmate un poco...más: tribunalciudadanodejusticia.wordpress.com/
      cc #28 #13
      votos: 2    karma: 38
    4. #42   #41 Gracias por tu respuesta, pero creo que no es como dices. Puedes leer mi comentario en #13 o el de Zell en #34. Como bien dice, demagogia de la buena y barata. En mi opinión hay una pulsión por verter sobre el banco responsabilidades que nos corresponden, con el deseo subyacente de absolvernos de toda culpa. Siempre he flipado con que la gente mire ochenta ofertas para comprar un teléfono, pero sea incapaz de informarse suficientemente sobre el contrato más importante que va a firmar en toda su vida.
      votos: 1    karma: -2
    5. #48   #13 #22 La diferencia es la dación pago... la hipoteca es el bien garantía del prestamo, si hablamos sólo de hipoteca la entrega del bien cancela el contrato, si hablamos de crédito hipotecario la hipoteca cubre lo que cubra, si cubre todo y sobra genial y el prestatario todavía se embolsa dinero tras liquidar el bien, pero si es al contrario le queda deuda viva... lo segundo suele ser lo habitual habida cuenta además de que el proceso de liquidación genera costes notariales, registrales, impùestos, gastos de gestión... vamos una autentica sucesión de vampiros chupasangres establecidos por ley... la ley, esa gran industría nacional, donde irían nuestra pleyade de licenciados en derecho, empresariales y económicas sin ella... shit
      votos: 1    karma: 19
       *   strel strel
    1. #28   #27 ¿ A cuántas personas conoces que les hayan ofrecido esa posibilidad? Es retórica, sé de sobra la respuesta y tú también.
      votos: 5    karma: 57
  3. #34   #1 Demagogia de la buena y barata, además de negritas.

    Por partes:

    En nuestro sistema de responsabilidad por deudas patrimoniales, rige como regla general el artículo 1911 del CC, que como sabéis, establece un sistema de responsabilidad universal, el deudor responde de sus obligaciones con todos sus bienes presentas y futuros.

    Por otro lado, existen limitaciones, bien de origen legal o paccionadas a este sistema de responsabilidad. El clásico ejemplo es el heredero que acepta la herencia de su causante a beneficio de inventario, por el cual, sólo responde de las deudas hereditarias hasta el importe de la herencia (os recomiendo siempre aceptar a beneficio de inventario, nunca sabes lo que puede ocurrir en una persona). De origen convencional, las partes, acreedor y deudor, en ejercicio de la autonomía de la voluntad del artículo 1255 CC pueden establecer las limitaciones a la responsabilidad que tengan por conveniente, un ejemplo clásico, como el que se ha apuntado más arriba es el derecho real de hipoteca.

    El derecho real de hipoteca, es lo primero, un derecho real: otorga un poder, una facultad oponible erga omnes (frente a todos). Entre otros caracteres, se caracteriza por su subsidiariedad y garantía: el acreedor, cuando el deudor no ha pagado su crédito puede ejercitar su hipoteca, y aunque el inmueble haya pasado a un tercero, artículo 126 de la Ley Hipotecaria, se le requerirá para que desampare los bienes hipotecados. Esta es la acción, de carácter real, que ejercita el acreedor hipotecario. Pero, como todo acreedor, tiene la acción personal, del artículo 1911 CC, común a todos los acreedores y que puede excluirse mediante el pacto del artículo 140 LH.

    Y por último, cuando se hace referencia a un aval no es otra cosa que un contrato de fianza, de los artículos 1822 y siguientes del CC, el primero de ellos dispone que Por la fianza se obliga uno a pagar o cumplir por un tercero, en el caso de no hacerlo éste.. Supone eso, que asumes personalmente, también con todos tus bienes presentes y futuros los créditos del deudor al que garantizas.

    Y a modo de reflexión, sobre cambiar el sistema de responsabilidad como por ejemplo, la dación en pago por ley, tampoco lo veáis como la panacea, porque no lo es. Ante un riesgo de impago mayor, los acreedores previsiblemente exigirán muchas mayores garantías, por lo que el interés será mayor. A fin de cuentas, estás usando un dinero que no es tuyo. El problema, y eso es lo que me revienta, es que se ha alterado el sistema de responsabilidad, dando dinero público para rescatar deudas privadas, porque sino "quebraría el sistema".

    Siento por el tocho, espero haber sido de ayuda, y comentarios como el de #1 sólo sirven para confundir a la gente
    votos: 19    karma: 132
     *   Zell Zell
    1. #36   #34 Te has dado cuenta que el comentario es un copia y pega del artículo?. O no lo has leído.
      votos: 0    karma: 12
    2. #46   En todo este asunto ha habido, cuanto menos, una confusión interesada que nadie ha tenido mucho interés en aclarar.
      Creo que el artículo meneado pone el dedo en la llaga y me parece muy acertado, al menos va en la dirección correcta. Hay una confluencia de intereses entre bancos y notarios, con los tasadores de por medio y en el ajo, como dice un paisano.
      No me parecen demasiado malintencionados los comentarios de Mark Tux, pero son completamente errados y tratan de salvarle la cara al estamento. Muy incierto que los bancos te ofreciesen información sobre préstamo con dación de pago, jamás escuché eso, y como yo mucha gente, y aseguro que me informé decenas de veces. Claro que el que firma un préstamo con garantía hipotecaria (perdón si no lo expreso correctamente) tiene que mover el culo, pero eso no quiere decir que toda persona que vaya a comprar un bien sea un experto en potencia. Ahí entra la figura del servidor público, del notario, que, recordemos, son seleccionados mediante oposición del estado y, aunque tienen un estatuto particular, son funcionarios públicos. Su actitud ha sido, cuanto menos, laxista, por no decir que muchas veces ante sus ojos se han producido fraudes fiscales.
      Estos señores no han hecho en absoluto su trabajo. Se han limitado a firmar y cobrar y a salir dos minutitos a atender el teléfono. Una vergüenza.
      Estos señores, al menos, debían de proporcionarte información que cualquier persona pudiese leer y comprender, no enviarte simplemente la copia de las escrituras el día antes (si lo hacían). Deben de asegurarse que comprendes todos los términos del pacto, es su trabajo. Deben explicar con lenguaje de calle lo que supone lo que estás firmando, no con su jerga obscura que, a veces, no entienden ni ellos. Cuando alguien va a firmar un préstamo hipotecario no tiene porque saber todos esos artículos que nombra #34, pero tampoco tiene porque habérselos estudiado. Hay un funcionario público allí que, precisamente, está ahí para hacerle comprensible lo que está firmando. Ni siquiera editaron, que yo sepa, un documento con preguntas y respuestas en lenguaje llano sobre eso (lo cual no me parece en absoluto una tontería, al menos sería una forma de justificar algo de lo que ganan). ¿Alguien conoce a algún notario que tuviese documentos de ese tipo? Ah, no, eso da mucho trabajo, es mejor firmar y cobrar (porque, además, tienen tendencia a ser unos vagos de cuidado).
      Tengo algo de experiencia en el extranjero y la diferencia es: día y noche. Otros meneantes podrán sus experiencias también.
      Si no fuera todo esto así, si no estuvieran ahí para tener un papel activo y para informar, ¿para que los necesitamos? Para nada, evidentemente.
      votos: 10    karma: 99
    1. #50   #48 Bueno, en #39 ya puse los artículos que regulan la hipoteca. Y por comentarios posteriores que lo aclaran, parece que esa diferencia que dices es ficticia.

      Porque la hipoteca es solo una forma de garantizar un préstamo, es una garantía real, que da preferencia sobre un bien al acreedor hipotecario. Y si la enajenación de ese bien no cubre todo el importe del crédito éste no desaparece, sino que sigue subsistiendo por la diferencia. Para que la responsabilidad solo alcance a lo que se obtenga con la enajenación del bien hipotecado hay que pactarlo expresamente.

      Y ésto es lo que dice la ley, se esté o no de acuerdo. Lo digo por el que no hace más que repartir negativos solo por explicarlo.
      votos: 0    karma: 18
       *   AnnBottle AnnBottle
  4. #68   #1 Hay que joderse que ahora la culpa sea de la ley hipotecaria :palm: Oye, que en los 80 hubo las mismas hipotecas con el 20% de interés y no hubo esto que ocurre, porque en su momento nadie se lanzaba a la torera a lanzarse a pillarse esto y aquello. Lee a #34 aunque no me extraño que estés en naranja con semejante mensaje hiperpopulista demagogo y estúpido.
    votos: 0    karma: 10
  5. #69   Verdad y lo peor es que todos hemos pasado por el aro. Porque queríamos el dinero para empezar una nueva vida con nuestra pareja.
    No hay mayor necesidad que la de tener un techo propio en le que meter la cabeza.
    Pero no siempre es una buen idea aceptar todo lo que te ofrecen.
    Aun me sorprende la diferencia que hay entre los BANCOS ESPAÑOLES y los bancos extranjeros. Entre ellos no hay punto de comparación.
    En Estados Unidos das la casa y se acabo la deuda.
    Aunque claro tienes que haber parado a tiempo y no cuando ya estas completamente ahogado.
    #1
    votos: 0    karma: 6
comentarios cerrados

menéame