La exministra de Vivienda: “Quien tenga deudas, que las pague. Que no se hubiera endeudado”

  1. #158   Es una pena, pero lo peor es que dice la verdad. ¿A alguien se le puso una pistola en la cabeza para que firmara hipotecas a 40 años? Son clausulas abusivas de usureros, cómo que le puedan quitar la casa y tenga que seguir pagándola, pero ¿porqué lo firmaron? Si nadie hubiera aceptado esas condiciones y esos precios desde luego que las condiciones habrían cambiado y los precios no se habrían inflado.Yo no podía permitirme endeudarme o comprar una casa durante la burbuja porque tenían un precio desorbitado, ¡Qué 500.000€ no se pagan en 2 noches!. Tuve que vivir de alquiler, en pisos compartidos, temporadas con mis padres y me decía a mi mismo, este precio no es normal ¿como la gente puede comprarlas? ya bajarán. Y llegó el día que bajaron, claro que bajaron. Y ahora desde luego no me gustaría que a ninguna empresa NI PERSONA se la pague nada de mis impuestos por no saber llevar sus cuentas.
    El otro día la gente se quejaba aquí en menéame porque le daban 1000€ a estudiantes que no habían sacado la ESO para que volvieran a estudiar. Esto es el mismo caso ¿porque se le tiene que perdonar la deuda a alguien que no puede pagar lo qué él mismo ha firmado que va pagar? ¿Y estos años que muchos han estado viviendo en una casa de 500.000€ y yo con mis padres o de alquiler en una habitación de mierda quien me los paga?
    votos: 3    karma: 33
     *   JamesT JamesT
  1. #167   #158

    Nadie les puso una pistola en la cabeza a muchos.
    Ni se les engaño para que firmaran algo que les perjudicaría.
    Se dejaron engañar para que firmaran algo que les perjudicaría.

    Y como no se les engañó, sino que lo que pasó fue que se dejaron engañar, la culpa la tiene el engañado, no el que engaña.

    Al igual que la culpa la tiene el endeudado, no el que endeuda.
    Claro que si hombre.
    Haber si ahora ademas de ser tontos y victimas, se les van a proteger y defender.
    El que estafa, sin tontos a los que estafar no podría estafar.
    Si todos fuesen espabilados, en vez de robar estafando porque hay inocentes, credulos, tontos.
    Si no hubiese tontos a estafar y tontos que salvan al estafador pues este que es embaucador sabe como echar la culpa al estafado y no al estafador por sus actos, habria que comprar una pistola, pues si no se dejan engañar, habria que quitarles el dinero a la fuerza.
    Pues siendo honrado nadie se hace rico.
    ¿Verdad banqueros?
    Si la deuda privada de banqueros y empresas no la podéis pagar con vuestro dinero, ¿porque no involucrar a la sociedad y el dinero publico del estado para correr con esos gastos por ley, cambiando la constitución para poder hacerlo, pues es (era) incostitucional?
    ¿Y quien tiene la culpa de esto?
    Los ciudadanos a los que nadie ha puesto una pistola en la cabeza para aceptarlo, que han vivido por encima de sus posibilidades...
    Los banqueros que tienen una deuda PRIVADA que no pueden pagar, ellos da igual que vivan por encima de las posibilidades, pues es lo que han hecho y ahora tendremos que correr con sus gastos.
    Pero que una familia no pueda con sus deudas, que se jodan, que no se hubiesen endeudados.
    Pobres bancos, vaya familias te han tocado, que ademas de ingresar su dinero para que el banco trabaje y tenga beneficios con el, no solo dejan de pagar porque no hay trabajo, sino que encima van a pagar mas impuestos y a tener menos servicios y derechos para cubrir los riesgos de las apuestas del banco con dinero ajeno.
    Pero claro, ¿que se puede esperar de una empresa privada que juega con el dinero ajeno para hacer negocio.?
    Porque si lo pierde, el dinero, que no es suyo...
    Habrá que darle mas dinero para que siga con su tarea, y por supuesto, como no hay mucho voluntario para hacerlo de forma privada, que se haga de forma publica, por ley y a dar el fruto de mi trabajo a estos banqueros para que sigan desarrollando su profesión, aunque eso signifique acabar con todas las demás.
    votos: 1    karma: 15
comentarios cerrados

menéame